La Dirección General de Tráfico ha presentado hoy su nuevo plan de Rutas Ciclistas Protegidas, una nueva medida que forma parte del Plan de Actuación de la DGT para proteger a este colectivo. En total, el plan contempla 138 rutas ciclistas –más de 4.600 kilómetros de carretera– que han sido seleccionadas por las Jefaturas Provinciales de Tráfico, la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil (ATGC) y asociaciones de ciclistas.

 

 Rutas Ciclistas Seguras

 

Alicante:

 

Cantabria:

 

Cáceres:

 

Córdoba:

 

Cuenca:

 

Jaén:

 

La Rioja:

 

León:

 

Murcia

 

Soria:

 

 Valladolid:

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha identificado 148 rutas en todas las provincias españolas salvo Cataluña y País Vasco, dondeno tiene competencias, con el fin proteger a los ciclistas durante las mañanas de los fines de semana, para lo cual la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil (ATGC) intensificará la vigilancia y los controles de alcohol y drogas, y se reducirá la velocidad para los coches. El director general de Tráfico, Gregorio Serrano, ha presentado este jueves la iniciativa «Rutas Ciclistas Protegidas» en una rueda de prensa en Madrid, el presidente de la Real Federación Española de Ciclismo, José Luis López Cerrón; el secretario general de la Asociación de Ciclistas Profesionales, Alfonso Triviño, y el director comercial de La Vuelta, Carlos Cobo. Serrano aseguró que la iniciativa es «pionera» no sólo en España, sino también en toda la UE, y agradeció a las jefaturas provinciales de Tráfico, los clubes ciclistas y la Real Federación Española de Ciclismo su colaboración en el diseño del mapa de las 148 rutas, que se extienden a lo largo de 4.661 kilómetros y cuatro tramos por provincias.

Subrayó que en esas rutas se pondrán en marcha medidas durante los días y las horas de presencia más destacada de ciclistas, que suelen ser los sábados y los domingos por la mañana, cuando coinciden los usuarios de las bicicletas con quienes terminan sus noches de ocio. En esos tramos se reducirá el límite de velocidad para el resto de vehículos, lo que dependerá del tipo de la vía (de 10 a 20 km/h), y los agentes de la Guardia Civil intensificarán su vigilancia presencial con 3.000 patrullas más hasta agosto con el fin de comprobar que se cumplen las normas de seguridad, como el mínimo de 1,5 metros para adelantar a los ciclistas, la velocidad adecuada y posibles maniobras antirreglamentarias.

Vigilancia con helicópteros

Además, la Guardia Civil hará controles preventivos de alcohol y drogas en los accesos a esas vías, que estarán vigiladas por las patrullas de helicópteros de la DGT, las cuales controlarán desde el aire los adelantamientos a ciclistas y la velocidad de los coches. Serrano comentó que las jefaturas provinciales de Tráfico pedirán la colaboración de las policías locales para que también hagan controles preventivos de alcohol y drogas en las salidas de los municipios, y a los titulares de las vías (Ministerio de Fomento, comunidades autónomas y diputaciones provinciales) para priorizar las labores de conservación que sean necesarias.

«No es especialmente peligroso»

El director general de Tráfico destacó que «España no es un país especialmente peligroso para circular en bicicleta», puesto que tiene «unos ratios más que razonables» de accidentes de ciclistas en comparación con otros países de la UE, teniendo en cuenta, además, que ha aumentado en los últimos años el número de aficionados a la bicicleta. Alfonso Triviño comentó que entre 1996 y 2001 hubo 16.000 accidentes de ciclistas, con una media de cerca de 100 fallecidos al año, y actualmente se registran alrededor de 7.000 accidentes y la cifra de muertos se ha reducido a la mitad.